Portafolio de inversiones: Todo al respecto

Portafolio o cartera de inversión es un conjunto de herramientas de carácter financiero que son meticulosamente seleccionados para que una empresa o una persona coloque allí sus inversiones.  El portafolio de inversiones debe ser pensado de acuerdo a las necesidades y objetivos financieros.

Es a través de este portafolio; se podrá llevar un seguimiento más detallado y específico para alcanzar de manera exitosa los objetivos planteados de cada inversión. Los objetivos y las estrategias establecidas deben ser realistas acorde a la condición económica social actual para de este modo tener un portafolio soportable dentro del mercado.

inversiones

Es menester recordar que para llevar a cabo un portafolio de inversiones positivo debe encontrarse planteado por objetivos de corto plazo (se puede estimar un tiempo de 3 a 6 meses, aproximadamente) así mismos; en el caso de los objetivos de mediano plazo (1 a 5 años).

Un portador de inversiones es una herramienta verdaderamente delicada y manejar la misma exige mucha atención y un carácter estratégico pues esta representará su mercado de valores. Una gran inversión no representa un portafolio exitoso.  Un portafolio de inversiones debe ser variado. Lo más recomendable es ir en ascenso, de inversiones locales a inversiones de mayor alcance (internacional).

Aspirar invertir en un área únicamente de por vida es un gran error; las grandes inversiones llevan consigo un periodo de liquidez. La liquidez representa, dentro del portafolio de inversiones un seguro para el inversor a corto, mediano o incluso largo plazo. Punto a tener muy en cuenta en todo momento.

inversiones

Estrategias para un portafolio exitoso

El mercado en general presenta momentos de fuerte solidez y desvaríos que pueden ser intermitentes o esporádicos. Esto se debe a que la sociedad mercantil es muy cambiante; pues esta se va moldeando a la realidad económica social del momento. Este es el punto de interés principal para diversificar el portafolio de inversión.

Esclareces las metas y los objetivos de cada inversión es uno de los primeros pasos a dar al momento de constituir un portafolio. Para ello, es importante graficar los índices de riesgo y  la dirección a la que se apunta con dicha inversión.

El portafolio debe ir de la mano con los índices del mercado y para ello debe ir adecuándose de forma positiva periódicamente.

Así mismo, la evaluación de cada uno de los instrumentos de inversión debe ser constante y de carácter detallado para mantener un seguimiento amplio y específico de cada una de las inversiones realizadas.

Estos lineamientos permiten conseguir el máximo alcance de un portafolio de inversión. Bien sea una empresa o una persona; a través de un portafolio bien estructurado podrá alcanzar los objetivos planteados y alcanzar horizonte claro; cercano y efectivo.

Si la inversión financiera se encuentra trabajada de manera detallada y sistemática permite un éxito garantizado; siempre y cuando cumpla con los requisitos antes mencionados para sacar el mayor provecho posible.

Es de suma importancia siempre tener presente que un buen inversor sabe siempre cuando retirarse a tiempo. No pierde, se retira.

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*