Remedios caseros para el dolor de muela

Seguramente habrás tenido alguna vez dolor de muela y no sabes que hacer. Es común que esto ocurra y que te encuentre en un fin de semana, sin tu odontólogo cerca o en un viaje. Es por eso que remedios caseros para el dolor de muela puede ayudarte a pasar por este mal trago.

Profundizar y mantener una correcta higiene bucal al cepillarse los dientes. Colocar hielo de forma local. No comer azúcares, no alcohol ni fumar. Utilizar hilo dental para retirar restos de alimentos entre los dientes. Alimentarse con infusiones tibias y comida blanda. Dormir del lado o mejilla no afectado son pautas generales que ayudarán mientras consultas con tu odontólogo para sacar el turno y poder recibir asistencia. A su vez existen remedios caseros que te aliviaran el dolor dentro de las 4 paredes de tu casa hasta que el momento de atención llegue.

Todos sabemos que tanto el dolor de muela como el de oído, se tornan en ocasiones insoportables. Cambian nuestro humor, siendo irritables si es que no podemos calmarlo. Es por eso que con estos remedios caseros para el dolor de muela vas a poder paliar este síntoma tan irritante y molesto.

Clavo de la India

El Clavo de la India es una excelente opción para el alivio sintomático del dolor de muela, gracias a la presencia de eugenol que se caracteriza por tener propiedades analgésicas y bactericidas. Este remedio natural y eficaz que podes usar en casa es relativamente fácil de conseguir y barato.

Otra opción es el aceite esencial de clavo, que para ser utilizado vas a tener que añadir 1 gota en un algodón pequeño y de forma local aplicarlo sobre el diente o muela que da dolor. Este algodón debe dejarse por 2 minutos y no más tiempo ya que puede generar ardor a nivel de las encías. Una forma más segura de hacer la preparación para el alivio del dolor de muela es hacer un enjuague bucal analgésico con el aceite esencial de clavo. Para este debes colocar 4 gotas de aceite en ½ taza de agua tibia y realizar un buche por toda la boca.


Agua tibia con sal

Ideal por su acción antiséptica para el alivio del dolor. Debes disolver una cucharadita de sal en un vaso de agua hirviendo. Revolver hasta que se encuentre bien disuelto. Dejar enfriar y luego hacer buches durante al menos 30 segundos.


Te de Marcela y propóleos

Este es un buena opción para hacer dentro de tu casa cuando el dolor de muela aparece de repente y necesitas ya calmarlo. Este tiene propiedades analgésicas y antiinflamatorias que generan alivian sintomático del dolor de forma inmediata al hacerse un buche. Para ello debes preparar 2 cucharadas de hojas secas de marcela con 1 litro de agua y 30 gotas de extracto de propóleos. Para hacerlo vas a colocar dos de sus ingredientes en una olla, el agua y las hojas de marcela y hervir durante al menos 5 minutos. Apagas y retiras del fuego. Esperas a que esta preparación pase de caliente a tibio, y una vez listo lo pasas por un colador. Añadir el propóleos, mezclar y luego podes hacer los buches bucales.

Ajo

Seguramente no te sea muy cautivante la solo idea de masticar ajo, pero es eficaz. Tanto masticar en la zona dolorida como el hecho de cortar un diente de ajo a la mitad y colocarla sobre el diente o muela dolorida genera un alivio local y sintomático instantáneo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*